Vacunación obligatoria: constitucionalistas divididos en reacción a la multa

Anuncio del primer ministro Kyriakos Mitsotakis de una acción contra el cambio climático vacunación obligatoria para los ciudadanos mayores de 60 años, que irá acompañado de una multa de 100 euros por cada mes de retraso, ha provocado desacuerdos entre los constitucionalistas.

Según algunos profesores de derecho constitucional, esta medida se justifica por consideraciones de protección de la salud de la población, ya que, además, se trata de una escalada de los ya adoptados. medidas

Sin embargo, otros abogados argumentan que la imposición de una multa administrativa no es constitucional, ya que viola artículos clave de la Constitución que definen el derecho de cada persona a su propio cuerpo.

Sin embargo, ambas partes parecen encontrar problemático imponer una multa horizontal sin considerar otros criterios, incluso repetitivos, que incluso podrían afectar el nivel de vida de muchos miles de griegos.

Costas Chrysogonos, profesor de derecho constitucional en la Universidad Aristóteles de Tesalónica y Charalambos Tsiliotis, profesor asociado de derecho constitucional en la Universidad del Peloponeso, analizan sus argumentos en sus entrevistas en ethnos.gr.

Costas Chrysogonos: «Extremadamente problemático desde un punto de vista constitucional»

¿Cómo valora la nueva medida anunciada por el gobierno desde un punto de vista constitucional?

RESPUESTA: En mi opinión, imponer una multa administrativa a los ciudadanos no vacunados mayores de 60 años es extremadamente problemático desde un punto de vista constitucional, principalmente porque todos tienen derecho a su cuerpo de acuerdo con el artículo 2 (1). y 5 (1) de la Constitución (Grecia).

De esta forma, el estado puede cuidar de la salud pública como lo obliga la Constitución si existe riesgo de transmisión de la infección a la población en general. Por tanto, puede remover al personal que rechaza la vacunación y que en su cargo entra en contacto con el público en general, puede introducir medidas para restringir el movimiento de los no vacunados para que el riesgo de transmisión del virus no exista o se reduzca, pero no puede imponer la vacunación con amenaza de sanción penal, y, por tanto, diría incluso con amenaza de multa administrativa, porque esta multa administrativa, al menos en algunos casos, equivale en sus consecuencias y severidad a una sanción penal.

Entonces, ¿hay alguna pregunta sobre la igualdad?

RESPUESTA: En el caso de un pensionista con una pensión baja, una multa de 100 € puede privarlo de los recursos que necesita para sobrevivir. Además, hay un problema de igualdad, porque para un pensionista con una pensión de 500 euros, 100 euros son absolutamente necesarios. Para quienes son económicamente activos y ganan, por ejemplo, 5.000 euros al mes, 100 euros es una cantidad insignificante.

¿Se solucionarían algunos problemas si el monto de la multa fuera proporcional?

RESPUESTA: Si el monto de la multa fuera proporcionado, entonces se resolverían los problemas asociados con el principio de igualdad, pero nuevamente los problemas asociados con el valor de una persona y el libre desarrollo del individuo a partir de las disposiciones de los artículos 2 y 5. de la Ley, que, repito, da a todos el derecho a disponer de su cuerpo como desee y en la medida en que ciertamente no ponga en peligro la salud pública. Por ejemplo: una persona mayor en régimen de aislamiento, estos son casos reales, no representa un riesgo inmediato para la salud pública. Así, imponerle una multa administrativa por negarse a vacunar, ya sea por motivos religiosos o por cualquier otro motivo, vulnera precisamente su libertad y dignidad personal.

¿Es esta una medida inconstitucional?

RESPUESTA: Después de todo, solo los tribunales tienen el poder de decidir si una medida es inconstitucional. Y los tribunales están retrasando la emisión de tales decisiones. Pero creo que esto es extremadamente problemático desde un punto de vista constitucional. Ahora, si esto finalmente se declarará inconstitucional, los tribunales dirán después de un tiempo.

¿Cree que una persona no vacunada mayor de 60 años puede apelar contra esta medida?

RESPUESTA: Definitivamente tendrá la oportunidad de apelar, pero con el caótico sistema de revisión judicial de la constitucionalidad de las leyes que tenemos en Grecia, si una medida se presenta en forma de disposición de ley para ser aprobada por el parlamento, no se puede cuestionar directamente. Esto significa que estas personas deben violar las multas individuales contra personas específicas, lo que puede llevar meses o incluso años.

Charalambos Tsiliotis: El monto de la multa no puede ser el mismo

Charalambos Tsiliotis, profesor adjunto del Departamento de Derecho Constitucional de la Universidad del Peloponeso, considera constitucional la decisión sobre la vacunación obligatoria de los ciudadanos mayores de 60 años. Considera que incluso la imposición de una multa a quienes no sancionen no afecta el principio de proporcionalidad. Sin embargo, enfatiza que el monto de la multa impuesta no puede ser horizontal (igual para todos), ya que en el caso de los pensionados de bajos ingresos, puede afectar el derecho absoluto a la dignidad humana y el respeto propio:

“Cuando la imposición de una multa afecta el nivel mínimo de vida de una persona, llegamos a la cuestión de los valores humanos y la dignidad, que no puede limitarse. Es absolutamente. Allí no se pueden realizar descuentos. “Cuando el nivel de vida de una persona se ve amenazado por la imposición de una multa, no solo una vez, sino todos los meses, surge un problema”, explica en una entrevista con ethnos.gr.

¿Cómo valora el uso de la vacunación obligatoria para los ciudadanos mayores de 60 años?

RESPUESTA: En primer lugar, creo que la introducción de la vacunación obligatoria, como se afirma en dos decisiones recientes del Gabinete de Ministros de diciembre de 2020 y mayo de 2021, es constitucional con algunas reservas. La premisa básica es adherirse al principio de proporcionalidad.

Lo mismo ha dicho el Tribunal Europeo de Derechos Humanos en su sentencia de abril de 2021 que al no ser excesivo el importe se cumple con el principio de proporcionalidad y de hecho el importe en el caso que nos ocupa era de 400 euros.

¿Qué cambia la decisión de hoy en un ramo de medidas?

RESPUESTA: Estamos viendo un creciente compromiso con la vacunación: estamos pasando de una verdadera vacunación obligatoria indirecta, que concierne a los no vacunados, a una regla obligatoria. En otras palabras, lo que se consagró legislativamente en el verano para los trabajadores médicos y las personas mayores de 60 años se está expandiendo y está asociado a la imposición de una multa administrativa. Así que vamos aún más lejos, ya que hasta el momento no se han previsto sanciones, con la excepción de algunas consecuencias legales asociadas al uso de determinados sitios por parte de personas no vacunadas.

¿Esta enmienda es compatible con la Constitución o viola algunos principios?

En mi opinión, no es inconstitucional imponer una multa en caso de que alguien viole la obligación de vacunación e imponga una multa.

En el tema de la proporcionalidad, dos puntos son determinantes: en primer lugar, un tema que hasta ahora ha sido decidido por el legislador y el gobierno, y vemos que hay una escalada. La vacunación obligatoria no se introdujo de inmediato, sino después de que se tomaron medidas para introducir la vacunación obligatoria indirecta, como la prohibición de controlar a los no vacunados, etc., que se consideraron insuficientes para lograr el objetivo previsto: convencer a los vacunados de que lo hicieran. Y en este sentido, la medida es proporcionada.

Hay reacciones al monto de la multa y al hecho de que se repetirá. ¿Es esta una cuestión de proporcionalidad?

RESPUESTA: Definitivamente otra – la imposición de una pequeña multa y otra – la imposición de una multa de 1000 euros. En mi opinión, la cantidad de 100 euros debería combinarse con el grupo de edad. Teniendo en cuenta que 100 euros no es una suma global, sino que es una multa que se cobrará todos los meses e incluso en grupos de edad, principalmente jubilados, muchos de los cuales pueden vivir en la jubilación, mientras que en muchos casos una pareja vive en la jubilación. una cuestión de proporcionalidad Creo que la proporcionalidad de la imposición de una cantidad debe considerarse, en particular, ad hoc. Es decir, si 100 euros afectan a la vida o incluso a la supervivencia de una persona o un par de personas mayores que no tienen más ingresos que una pensión, surge la cuestión de la proporcionalidad.

¿Es aplicable una solución personalizada y por qué la considera importante?

RESPUESTA: Alguien que sigue en activo profesionalmente con ingresos altos o medios o recibe una pensión de 1.000 o 1.500 € y recibe una pensión, y su esposa no sufre en la misma medida que un pensionista de bajos ingresos que percibe 500-600 euros. Por tanto, creo que la cuestión de la proporcionalidad del crecimiento debería considerarse más concretamente y por no decir que 100 euros, por definición, son proporcionales o desproporcionados.

Por ello, debe existir una válvula de seguro que otorgue exenciones en base a unos criterios que tendrán en cuenta los ingresos, el número de personas dependientes de una pensión familiar, etc. De lo contrario, una multa reiterada puede afectar la vida de una persona, y esto Es ahí donde entramos. a la esencia de la ley, violación de los valores humanos: cuando se priva a una persona que no tiene vida, 100 euros, además de esto, se viola la dignidad humana.

En cuanto a la proporcionalidad en el sentido estricto de la palabra, la imposición de la pena no debe ser horizontal.

¿Cómo se puede lograr esto?

RESPUESTA: Aquí el gobierno debería – porque en este momento tenemos el anuncio del Primer Ministro, y todavía no tenemos la ley o la Decisión Conjunta del Gabinete de Ministros – tener cuidado. Dado que la imposición de multas se hará a través de la AADE, (la autoridad fiscal griega) que tiene los datos fiscales de cada uno de nosotros de todos modos, será posible monitorear ingresos muy bajos para ver si la imposición de una multa de 100 € afecta el mínimo de subsistencia mínimo existente.persona mínima. En este caso, el monto de la multa debería ser menor.

Pero hay que mirar desde el otro lado, el motivo de la imposición de la multa. Existe una lógica coercitiva de las sanciones administrativas. La multa no se impone para castigar a un pensionista o privarlo de la oportunidad de sobrevivir. El objetivo es la coerción (no el castigo) a través de la medición coercitiva de sanciones administrativas para cumplir con un acto de deber social y solidaridad social.

Ahora todo es muy serio. Esto no es solo la muerte de personas, un daño grave a la salud humana, sino también el hecho de que el sistema nacional de salud griego (NHS) no puede funcionar, esto es una carga no solo para el NHS en sí, sino también para otros pacientes que lo necesitan. .

¿La reimposición de una multa causa problemas constitucionales adicionales?

RESPUESTA: De las incidencias que han salido a la luz sabemos que hay personas que donaron sumas muy elevadas, muy por encima de los 100 euros, para obtener certificados falsos o pasar la prueba rápida exigida, y podría haber muchas más incidencias. Así, si se fija una multa muy pequeña, es muy probable que la mayoría de los que insisten o persisten en no vacunarse paguen para evitar vacunarse.

El aumento de la vigilancia periódica es otro factor disuasorio o incentivo para que una persona se vacune. Aquí estamos hablando de la protección de la vida humana, de la protección de la salud pública. Entonces, si queremos ver el panorama completo, entendemos que la situación ahora es muy mala.

¿Existe algún problema con la introducción de una medida para un solo grupo de edad?

RESPUESTA: Según cifras del gobierno, hay 540.000 personas en la población, que es el mayor porcentaje de los no vacunados. En este sentido, existe una situación diferente entre las personas mayores de 60 y menores de 60, lo que justifica la introducción de la vacunación obligatoria solo para los primeros.

El estado ha introducido medidas de incentivo para determinados grupos de la población, como, por ejemplo, dar libertad de elección a los jóvenes de entre 18 y 24 años, pero opta por un trato más estricto a los ciudadanos mayores de 60 años. ¿Qué explica esta diferenciación?

RESPUESTA: Cuando se anunció la motivación para vacunar a los jóvenes, argumentó que esta medida era inconstitucional, porque el problema no eran tanto los jóvenes como los mayores. Dije que si el gobierno quiere «dar forma» a los grupos de edad y motivarlos a vacunarse, debe comenzar con las personas mayores, que son más vulnerables.

Sin embargo, en esta etapa, hay que tener en cuenta que los datos epidemiológicos ahora son más desfavorables y no hay lugar para la zanahoria. Pero el látigo debe usarse de manera que no cause más daño del que la sociedad pueda tolerar.





Source link

El trabajo periodístico de alta calidad no puede ser gratuito, de lo contrario se vuelve dependiente de las autoridades o de los oligarcas.
Nuestro sitio se financia únicamente con dinero publicitario.
Desactive su bloqueador de anuncios para seguir leyendo las noticias.
Saludos cordiales, editores